MEMORIAS DE UNA VIDA

Reportaje a Jennifer Sevald

319

Dos generaciones que parecen opuestas -adolescentes de un tercer año de la Escuela Técnica N.º 1 de Carhué y los adultxs mayores de la localidad- se vinculan a través de un proyecto de Prácticas del lenguaje. En palabras de la docente Jennifer Sevald, se busca traer a un primer plano y valorar las memorias de vida de adultxs mayores que quizás en el pueblo “te los cruzás en la calle, pero no frenás a conocer sus historias”.

Siete3siete: ¿Cómo surge la idea?

Jennifer Sevald: En pleno verano. Durante el año es difícil la lectura por placer, así que las vacaciones es el momento que dedico mayormente a la lectura. En enero leí “Pacto de sangre” de Mario Benedetti y una novela gráfica de Paco Roca que se llama “Arrugas”. Estos dos textos tenían en común el tema de lxs abuelxs, de lxs adultxs mayores. El año anterior yo perdí a mi abuela, así que todo esto se me juntó y me movilizó. Me dije: tengo que hacer que mis estudiantes atraviesen esta emoción que yo sentí al transitar estos dos textos. Pensando en tercer año, donde todos los años trabajo la entrevista, uno de los contenidos de Prácticas del Lenguaje, se me ocurrió, ¿por qué no entrevistar a adultxs mayores, por qué no registrar las memorias de sus vidas? Coincidía que el 15 de junio es el Día de libro en Argentina, y también es el día en contra del maltrato al adultx mayor. Todo estaba como para hacer un proyecto de entrevistas y que se pueda llegar a publicarlas en un libro. Era darles el espacio que lxs adultxs mayores merecen y juntar dos generaciones que parecen opuestas.

Siete3siete: ¿Por dónde comenzaste a armarlo?

Jennifer Sevald: Primero empecé a buscar información. Surgieron distintos videos, en particular una canción de Natalia Lafourcade llamada “Alma mía”; allí, en el video, muestra justamente un asilo de ancianxs y tiene una intro donde una anciana relata que a veces se aburre y espera hasta la hora de dormir porque no tiene otra actividad para hacer. Los textos también retratan esta situación de soledad de adultxs mayores, cuyos familiares ya crecieron y quedan como en un segundo plano. La idea de mi proyecto era traerlxs a un primer plano.

Pensando en tercer año, donde todos los años trabajo la entrevista, uno de los contenidos de Prácticas del Lenguaje, se me ocurrió, ¿por qué no entrevistar a adultxs mayores, por qué no registrar las memorias de sus vidas?

Siete3siete: ¿Cómo se fue desarrollando?

Jennifer Sevald: El proyecto tuvo un excelente recibimiento tanto de lxs chicxs como del equipo directivo y lxs compañerxs docentes. Pero llevándolo al aula, como suele pasar, cambió bastante. Se mantuvo lo de rescatar esas memorias, pero no en un libro, porque un libro se archiva en una biblioteca y queda ahí. Se decidió crear un sitio –tenemos una plataforma en Google– y una cuenta de Instagram en la que todos los jueves vamos subiendo una historia distinta. Cada unx de lxs estudiantes se encarga de hacer una historia. Dijimos también que si algún o alguna docente quería participar estaba totalmente abierto el proyecto. Primero empezamos por lxs propixs abuelxs; en este momento estamos en la búsqueda de otrxs adultxs mayores y surgió la posibilidad de articular con un Centro de Jubiladxs y con los distintos asilos de ancianxs de nuestro pueblo. Tenemos una base de preguntas para la entrevista, que incluye: algunos datos personales, anécdotas, recuerdos de la infancia que quieran compartir, su primer trabajo… Preguntamos también cómo transcurrieron la pandemia que nos ha marcado a todxs. Hay una sección donde ellxs, si quieren, pueden desde su experiencia dejar algún consejo a las generaciones futuras. Y queda abierto a lo que cada unx quiera compartir. También recopilamos algunas fotos, generalmente son dos, que necesitamos para la plantilla de Instagram que creamos.

Siete3siete: ¿Cómo organizaste las clases para llevarlo adelante?

Jennifer Sevald: Practicas del lenguaje tiene una carga semanal de cuatro horas, que es una linda carga semanal para trabajar. Tengo agrupados los módulos en bloques de dos horas, y eso facilita hacer un proyecto de este estilo. Lo primero, y fundamental, fue llevarles estos textos, tomarnos el tiempo para leerlos en forma pausada, viendo qué sensaciones les generaban. Hicimos lo mismo con los videos. Después nos centramos en el concepto de qué era una entrevista, cómo hacerla, cuál es el rol del entrevistador, que es lo que se espera del entrevistado, etc. Lo asociamos al concepto de la biografía, trabajamos distintas biografías, las usamos como modelo de forma. Trabajamos con entrevistas para ver cómo hacerlas y de ahí comenzamos el paso a paso de construcción de las preguntas: qué sería interesante preguntar, en qué orden, a qué le vamos a dar prioridad. Generalmente trabajamos las cuestiones referidas al proyecto los jueves y los lunes nos dedicamos a seguir el hilo de la materia, con otros contenidos que hay que explicar. La entrevista a la o el adultx mayor la realizaban ellxs por su cuenta y traían a la clase siguiente el documento preparado con las fotos, y ahí en clase hacíamos la parte técnica de subirlo a Instagram, subirlo a la plataforma y demás.

Instagram del proyecto (Ciick en la imagen para seguir)

Se decidió crear un sitio -tenemos una plataforma en Google- y una cuenta de Instagram en la que todos los jueves vamos subiendo una historia distinta. Cada unx de lxs estudiantes se encarga de hacer una historia

Siete3siete: La realización de la entrevista, ¿era grabada o tomaban nota?

Jennifer Sevald: Las preguntas las tenían escritas, y les sugerí que cuando estén con la o el entrevistado las grabaran, para no perderse pequeños detalles de la realidad que tomando notas se pueden escapar. Después tenían que desgrabar ese audio, pasarlo a un texto, trabajarlo y ese texto final es el que me presentaban a mi. En un primer momento llevaban la grabación a clase, el crudo, pero después nos dimos cuenta de que nos llevaba muchísimo tiempo para esto, y quedaba el o la estudiante abocadx a hacer la desgrabación y el resto tenía que continuar con otra actividad. Entonces para no generar esta distancia entre unx y el resto, decidimos que la desgrabación la hacían en casa y traían el documento, que luego en clase pasaba por las cuestiones de redacción y ortografía, pero ya lo traían bastante avanzado.

Siete3siete: ¿¿Cómo ha sido la reacción de lxs entrevistadxs y, en general, de la comunidad educativa?

Jennifer Sevald: Creamos este Instagram para llegar a un mayor público, la idea era que el proyecto se diera a conocer. Instagram es una red social bastante popular pero quizá lejana a algunos adultxs mayores. La primera entrevistada, después me comentó mi alumna, cuando vió su publicación, tomó una captura de pantalla, guardó su entrevista, la hizo imprimir y la guardó en un álbum de fotos. Hizo lo que hacemos tradicionalmente, que es guardar los recuerdos en fotos en álbumes. La guardó como un recuerdo importante, quizás en ese álbum esté una foto del nacimiento de sus hijxs y unas páginas después esté su entrevista. Para mi cobró un sentido super conmovedor. Hay mucha emoción en todxs lxs adultxs mayores que son entrevistadxs. Creo que el proyecto, desde el título “Memorias de una vida”, ya conmueve. Ser entrevistadx por tu propix nietx, que tu historia se haga conocida en una institución educativa y en redes sociales, poner en valor toda esa historia, creo que eso ha sido movilizante, tanto para mí como para mis estudiantes, pero sobre todo para lxs protagonistas que son lxs adultxs mayores. También fue lindo ver que cada jueves teníamos más seguidores, que son las familias de nuestrxs estudiantes y tal vez chicxs de otras escuelas, que dicen “mirá que lindo, la abuela de tal o el abuelo de tal, no sabía que había trabajado toda su vida en el campo y por eso está en tal lado” . Es conocer a lxs adultxs mayores que en el pueblo te los cruzás en la calle pero no frenás a conocer sus historias.

De acá a futuro la idea seria no quedarnos en la escuela, invitar a otrxs miembros de la localidad y de otros lugares, presentar el proyecto en otras instancias, por ejemplo Ferias de ciencias, o ir recorriendo con lxs chicxs otras escuelas contando el proyecto. El límite es infinito

Mas allá de esto, el proyecto ha tenido reconocimiento de lxs inspectores de la Escuela Técnica y los directivxs me han acompañado en algunas de las clases donde presentaba estos textos. También mi equipo de colegas en la escuela me han apoyado, así que ha tenido una linda repercusión en lo que es la comunidad educativa, y por fuera, en redes sociales.

Siete3siete: ¿Qué significó este proyecto para vos?

Jennifer Sevald:  Me emociona poder transmitir esto a mis estudiantes. Capaz que ellxs, en el día a día, no se detienen a pensar que la vida es finita. El proyecto empieza con una frase que está en la novela de Paco Roca que dice: “La nube no desaparece, se convierte en lluvia”. Es de Buda. Creo que resume muchísimo todo el recorrido que hemos hecho. La idea es transformar, valorar cada una de esas memorias, cada una de esas vidas, algo que en mi caso particular no lo he podido hacer, con mi abuela. Por eso pienso qué importante es que mis estudiantes lo puedan hacer y que todxs puedan registrar esas memorias de vida y compartirlas con otrxs. De acá a futuro la idea seria no quedarnos en la escuela, invitar a otrxs miembros de la localidad y de otros lugares, presentar el proyecto en otras instancias, por ejemplo Ferias de ciencias, o ir recorriendo con lxs chicxs otras escuelas contando el proyecto. El límite es infinito.

Jennifer Magalí Sevald

Jennifer Magalí Sevald es Profesora de Educación Secundaria en Lengua y Literatura. Se desempeña como tal hace seis años en las escuelas secundarias de la localidad de Carhué (Escuela de Educación Secundaria Técnica N°1, Escuela de Educación Secundaria N°2 y Escuela de Educación Secundaria N°5)