EMILIA Y SU LEGADO

1563

Nos ha dejado Emilia Ferreiro, referente imprescindible para las políticas públicas en nuestro país y en Latinoamérica. Su compromiso y sus investigaciones con la Alfabetización como un  derecho de todos y todas, revolucionaron la forma de abordar la construcción de una didáctica de la lectura y la escritura transformando las prácticas educativas.

Emilia batalló contra viejas concepciones que definía como fracasadas porque “tratan de evitar lo inevitable, que los niños aprendan u obligar a que aprendan de la peor manera posible.” Viejas ideas que hoy los sectores conservadores y neoliberales pretenden, con formas remozadas, reeditar.

Y también avizoró los nuevos desafíos que la Alfabetización enfrentaba en un mundo de acelerados cambios tecnológicos.

De esto precisamente nos hablaba Emilia a lxs maestros del SUTEBA en 2006, en La Matanza,  en ocasión de las Jornadas Pedagógicas “20 años de luchas, pasión y proyectos” con las que el Sindicato celebraba sus primeras dos décadas de existencia.

«Desafíos de la Alfabetización en tiempos digitales». Conferencia de la Dra. Emilia Ferreiro en las Jornadas Pedagógicas Regionales del SUTEBA “20 años de luchas, pasión y proyectos”. La Matanza, Mayo de 2006.

Su obra ha marcado el rumbo en la vida y en el trabajo de muchísimas maestras y maestros bonaerenses. Nuestra Revista La Educación en nuestras manos, en su número 71, de Mayo de 2004,  recogía algunas experiencias y reflexiones[1].

Las y los trabajadores de la educación,  comprometidos con la alfabetización de nuestrxs alumnxs y con la defensa de la escuela pública, tomamos y seguiremos desarrollando su legado pedagógico y cultural revolucionario sobre el trabajo de alfabetizar.

[1] Revista La Educación en nuestras manos. N° 71 Mayo 2004. Garantizar la alfabetización:  La p de pelo, la J de Juan . Sofía Thisted, Susana Barcos y Graciela Zungri. (El fracaso de la escuela para alfabetizar a sus alumnos, movilizó a la directora y a la maestra de primer grado en la búsqueda conjunta de una nueva forma de enseñar. El contacto con investigaciones -como las de Emilia Ferreiro- permitió unir los hilos sueltos de su práctica y desarrollar una experiencia fundamentada en la convicción de que «los chicos pueden»).  Cuando enseñar se vuelve subversivo. Por María Luisa Roffrano, Directora Escuela N° 17. (Comienzos de 1975. Una señora petisita y con una trenza larga llega al galpón donde funciona la escuela. Propone investigar la brecha entre el manejo que los chicos hacen del dinero y su fracaso en el cálculo con lápiz y papel que los maestros le piden. La irrupción de militares en la escuela, a comienzos de 1976, aunque clausura la experiencia, no logra desterrarla de la memoria pedagógica). Ampliar mundos. Por Gladys Bravo y Patricia Romero Díaz. Cuando en los ochenta, leíamos «Lectura, dialecto e idología» nos sentíamos absolutamente reflejadas. Pensábamos que por fin encontrábamos algunas respuestas a demasiados interrogantes. Coincidíamos, aunque nunca habíamos tenido en nuestras manos estadística alguna, con el hecho de que eran los niños pertenecientes a los sectores más empobrecidos los que siempre fracasaban. Todavía no habíamos leído todo el volumen, pero intuíamos una gran proximidad ideológica con la autora de estas expresiones).